«Argentina aún no entra en la era digital y ya estamos en la de la robótica»

El Gobernador dijo que el país todavía está atrasado en un camino que San Luis y el mundo ya emprendieron.

El congreso virtual de la Universidad Provincial de Oficios (UPrO) tuvo su cierre con la participación del gobernador Alberto Rodríguez Saá, quien dejó algunas definiciones claras sobre cómo ha sido la adopción de la tecnología en el país, a diferencia de la provincia y el mundo: «Argentina aún no entra a la era digital y ya estamos en la de la robótica», advirtió.

 

este viernes, el mandatario se sumó al ciclo titulado «Los oficios emergentes de las nuevas tecnologías», que comenzó el martes y contó con las disertaciones de tres especialistas del mundo de la inteligencia artificial y la ciencia de datos. A través de la página oficial de Facebook de la institución, se conectaron más de tres mil personas durante la semana, entre los que estaban los representantes de dieciséis establecimientos del territorio nacional que constituyen la Red de Universidades de Gestión Pública Formadoras en Oficios.

 

En su charla, que se extendió por un poco más de media hora, Rodríguez Saá hizo un repaso por las diferentes etapas que transitó la historia argentina en materia de trabajo y producción, desde las labores manuales en el campo hasta la llegada de las fábricas y más tarde, de las comunicaciones.

«Cuando volvió la democracia en 1983 nosotros estábamos en la era agraria, pero retrasados, no habíamos alcanzado el desarrollo de otros lugares. Pero rápidamente ingresamos en la era industrial con la radicación de las empresas, que ayudaron mucho a crecer a la provincia», relató.

 

Ya en la última parte de la década de 1990, San Luis se introdujo de lleno a transitar por el sendero de la digitalización, gracias a la creación de la Autopista de la Información. «Hoy tenemos unos avances enormes en esta era, pero no siento que en Argentina pase lo mismo», comparó.

 

A modo de ejemplo, contó que como gobernador utiliza la firma digital para los documentos y decretos oficiales desde hace más de diez años, y que así logra completar en dos o tres minutos una tarea que hecha a mano llevaría dos o tres días.

 

Sin embargo, fue más allá y aseguró que «la era digital ya terminó y en este momento, el mundo está caminando la de la robótica», y describió la potencia de las máquinas para resolver problemas y tareas cotidianas a través de la inteligencia artificial, algo a lo que también se refirieron Fredi Vivas, Joan Cwaik y Cecilia Danesi, quienes expusieron durante los tres días previos.

 

Al igual que ellos, el mandatario sostuvo que las universidades tienen que abrirles paso a las carreras, los trabajos y las profesiones que ayuden a lograr una convivencia armónica de los humanos con la tecnología. Y la pandemia impulsó a que cada vez más actividades, como estudiar o tener una reunión, se hagan a la distancia y a través de plataformas digitales.

 

«Estos son los oficios centrales, los que nos dan el conocimiento para entrar y manejar a los programas de esta era. El mundo requiere ya un millón de programadores. Formemos programadores y ayudemos a los oficios tradicionales a conocer los software que se van incorporando para aprovechar mejor el tiempo», alentó.

 

En noviembre, la UPrO presentará su oferta académica 2021, entre la que habrá una propuesta surgida del debate del congreso.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

WhatsApp chat
A %d blogueros les gusta esto: