Santiago Cafiero: “Ni en los lugares más ricos de nuestro país existe una obra de tanta jerarquía como esta”

“Estamos muy agradecidos por la oportunidad de participar de este momento histórico para la Argentina y, puntualmente, para la salud pública, como también de reconocer el trabajo realizado por todos aquellos que han estado involucrados en esta obra, que representa una bocanada de aire fresco y un respaldo político muy grande”, señaló el jefe de Gabinete de la Nación, Santiago Cafiero, durante la inauguración del Hospital Central “Dr. Ramón Carrillo”.

“Esta obra asombrosa -agregó el funcionario nacional- fue una decisión del gobernador, Alberto Rodríguez Saá. Cuando la Argentina estaba viviendo la instancia más dura con respecto a la mirada de lo público y en la valorización de salud pública; de cuando reinaba en el país un desánimo con respecto a la capacidad de la política para gestionar y para dar asistencia en mejores bienes y servicios para su población, cuando eso ocurría, en San Luis se tomaba una decisión totalmente contraria”.

El jefe de ministros del presidente Alberto Fernández rememoró que, “el gobierno anterior instauró en la Argentina una mirada sobre que lo público era ineficiente, era lo berreta y lo que no servía, que solo atendía al descarte de la sociedad. Fue la primera vez en la historia del Ministerio de Salud que fue degradado a Secretaría, pero no como una cuestión semántica, porque tuvo una caída del 25% del presupuesto para salud pública en la Argentina. Fue una política concreta que avanzó en esa línea. Y fue en ese contexto, que un gobernador plantaba su bandera y dijo: ‘En mi provincia no’. Esa rebeldía de Alberto Rodríguez Saá, hace que hoy en San Luis, inauguremos un hospital que no existe ni en los mejores lugares de la ciudad de Buenos Aires, ni en los puntos más ricos de nuestro país”.

En otro momento de su discurso, Cafiero se refirió al recorrido por las flamantes instalaciones, realizado previo al acto: “Nos encontramos con lugares de altísima calidad, de alto nivel y tecnología, y pensaba en el legado histórico que va a tener este hospital, y en el legado histórico que también representamos nosotros como peronistas. Como decía Ramón Carrillo, la salud pública es un derecho humano que debemos defender, y que naturalmente que tiene que coexistir y armonizarse con otros derechos, pero este es prioritario y trascendente. Y cuando caminaba junto al gobernador, le resalté permanentemente la palabra dignidad, porque este hospital es dignidad; los puntanos más humildes se van a atender en un lugar de altísima jerarquía, gracias a la inversión pública que hizo la provincia”.

El jefe del gabinete nacional remarcó que, “mientras en San Luis se tomaban decisiones políticas en salud pública, en la provincia de Buenos Aires se cerraban dos hospitales, porque uno se llamaba Kirchner y el otro Favaloro, y porque estaban en La Matanza. Hospitales que estaban terminados, pero que habían sido vandalizados y que no pudieron funcionar en medio de la pandemia. Mientras en San Luis un gobernador tomaba una decisión, una ex gobernadora clausuraba hospitales, y decía que no hacían falta universidades públicas porque los pobres de la Argentina no necesitan estudiar. Hoy estamos aquí, para reivindicar el camino que nunca perdió la provincia de San Luis, bajo la conducción de Alberto Rodríguez Saá”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

WhatsApp chat
A %d blogueros les gusta esto: