La causa Malvinas en primera persona: una herida familiar y nacional que sana con el arte de un mural

Mauri, un muralista correntino, se dispuso realizar una pieza artística, cargada de sentimientos, que busca cerrar una etapa que afectó al país y especialmente a su familia.

A 40 años de la Guerra de Malvinas, el 3º Festival de Muralistas y Grafiteros se presentó como una oportunidad inigualable para coronar de honores a los héroes argentinos, a través del arte. Entre los más de 70 muralistas que llegaron a tierras puntanas se encuentra Mauri, proveniente de Corrientes capital, quien en su mochila, junto a sus dibujos y pinceles, cargaba una historia que marcó a su familia durante el conflicto bélico.

“Cuando llamaron a mi papá para que fuera a la guerra, mi abuela me contaba que lo vivieron con mucho sufrimiento; fue muy fuerte que de un momento para otro se lo llevaran”, contó entre lágrimas el artista. Tras tomarse unos segundos de reflexión, expresó: “Por eso quiero hacer un homenaje a mi papá, a los veteranos de la guerra y a las madres, padres y amigos de quienes le tocó ir”.

“Por un lado, la idea es intentar sanar y aceptar lo que nos tocó vivir a todos y, por el otro, es decirle a mi papá, desde la pintura, que estoy con él”, manifestó Mauri. “Mi abuela ya no está, pero mi papá sé que se va a sentir muy orgulloso de mí”, añadió el correntino.

La obra del muralista, que consta de una madre despidiendo a su hijo, toma forma en la pared del Edificio Capital de Terrazas del Portezuelo, donde tienen su sede San Luis Agua, la Secretaría de Ambiente y el Ministerio de Producción.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

WhatsApp chat
A %d blogueros les gusta esto: